jueves, 23 de abril de 2015

Pescando en Regolgero, Ribadedeva
































En la ensenada de Mendía, al este del arenal de La Franca, concejo de Ribadedeva, el pescador de caña está encaramado a las rocas. Unos metros más allá se halla la playa salvaje de Mendía o Regolgero. La playa, rodeada de acantilados, forma parte del Paisaje Protegido de la Costa Oriental de Asturias. También el pescador parece ser un elemento esencial del paisaje protegido, aunque no atiende a su belleza. Tiene otras tareas de las que ocuparse. Vigila la caña al mismo tiempo que los embates de la mar encrespada. Es una zona de grandes peñas irregulares que, salvo en bajamar, hacen de rompientes provocando la rociada del agua sobre el roquedo. El pescador no está quieto, cambia varias veces de posición, buscando el lugar más adecuado para lanzar el sedal.



















¿Quién dice que la pesca desde la orilla es una actividad descansada?   

jueves, 9 de abril de 2015

El vivero marino de la Playa de La Franca























En bajamar. Camino por el pedrero que separa el arenal de La Franca de las playas vírgenes situadas al este, en la ensenada de Mendía, cubiertas de cantos rodados y grava, a las que es difícil llegar. Entre las rocas del acantilado, batidas por las olas,  se hallan los restos de un vivero de marisco. Aun en estado de abandono es una construcción imponente y sus gruesos muros, formados por piedras unidas sin argamasa, encierran un amplio espacio donde los centollos y langostas crecían al compás de las mareas. Ando por encima de estas recias paredes, admirando la obra.


































El criadero se integra en el roquedal sin discordancia alguna; por el contrario, en vez de restar valor a los elementos naturales circundantes (el mar, las playas, el acantilado), los complementa y realza. El buen hacer de sus constructores permanece y el afortunado resultado da nombre incluso a la playa de al lado, que recibe la denominación de El Vivero. 




Ventanas que miran al paisaje.

Me gusta descubrir ventanas a biertas, cerradas, nuevas,  viejas y abandonadas.  ...