jueves, 13 de agosto de 2015

La costa de Pría a Ribadesella (3)













Andamos en dirección a Ribadesella por los acantilados calcáreos, siguiendo los senderos que los pescadores abren para llegar a los mejores puestos y lanzar desde allí las cañas. Después de pasar el Pico de Palo Verde, llegamos a un farallón y dos pequeños islotes que lo prolongan en el mar. Son los islotes de Palo Verde y Palo Pequeño, inconfundibles para identificar esta parte de la costa. En pocos metros descendemos del elevado farallón a un entrante a cuatro o cinco metros sobre el nivel del mar, donde por efecto del oleaje y la fricción la roca se ha convertido en cantos redondeados, formando lo que se conoce con el nombre de playa supramareal.














Ante las dificultades de bordear el acantilado en esta parte del trayecto, nos separamos de la orilla para cruzar unas praderas por las que subimos, bajamos y volvemos a subir ya que el terreno forma las características depresiones kársticas tan frecuentes en la costa oriental asturiana.













Cuando volvemos a acercarnos al borde del mar, está cerca el final del recorrido en el área recreativa de El Infierno. Hacia el oeste tenemos a nuestra vista los acantilados de Arra y más al fondo se insinúa la playa de Ribadesella.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario

En Colombres y el Camino de Santiago

  Colombres en el concejo de Ribadedeva cambia de ritmo en verano al ser ruta del Camino de Santiago,...