jueves, 21 de enero de 2016

La Sierra habitada de Pimiango



















Pimiango es uno de los nombres propios fundamentales si se quiere conocer el concejo de Ribadedeva. En anteriores entradas del blog me he referido a él. Sierra plana y pueblo, se atraviesan para llegar a la rasa de San Emeterio donde se encuentra el espectacular conjunto paisajístico y de interés cultural formado por la cueva del Pindal, las ruinas del Monasterio de Tina, la Ermita de San Emeterio, el faro, el encinar, los acantilados. El pueblo, aunque necesitado de mejoras conserva alguna edificación de relieve y sobre todo muchas historias que contar, como las de los zapateros ambulantes, hace muchos años desaparecidos con su jerga. También tiene interés la sierra plana, del mismo nombre que el pueblo, forma de relieve que constituye una de las características geológicas de la costa oriental asturiana. 
























Varios caminos y pistas cruzan esta pequeña llanura elevada sobre el cercano mar y no solo conducen a la rasa de San Emeterio. Pero, en un buen día de sol basta caminar por el llano de la sierra atentos a sus parajes para, al mismo tiempo que contemplamos  las crestas del Cuera, y, más allá, los perfiles recortados de los Picos de Europa, sentir la calma que se respira, si el viento no nos corta el aliento. Por cierto, en las praderas junto al ganado van surgiendo algunas casas. ¿Anuncian la progresiva desaparición de la actividad ganadera?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

En Colombres y el Camino de Santiago

  Colombres en el concejo de Ribadedeva cambia de ritmo en verano al ser ruta del Camino de Santiago,...