miércoles, 19 de julio de 2017

Ventanas que miran al paisaje.


Me gusta descubrir ventanas abiertas, cerradas, nuevas, viejas y abandonadas. 



















































Colombres, Ribadedeva.













Poo de Llanes.




















Posada.















Vibaño.













































Porrúa.






Nueva de Llanes.





















Belmonte de Pría.














Vega,Ribadesella.


jueves, 29 de junio de 2017

Los muchos grises de Llanes


Cuando el gris da forma y atractivo al paisaje llanisco.



Cielo del Valle Oscuro.















Paseo de San Pedro.













Pría.
















Acantilados de Cué.
















Islote de Ballota.

viernes, 16 de junio de 2017

El verano 2017 en Llanes y Ribadedeva














Andrín.









Playa de San Antolín.




La semana que viene entra el verano. Lo hace con ganas. En la costa oriental asturiana, al igual que en toda Asturias, el invierno ha sido muy suave, la primavera poco lluviosa y el aumento de las temperaturas se nota en los últimos meses.El verano promete calor, pero calor tolerable, que despereza el cuerpo y hace cosquillear las sensaciones. Se nota en el ambiente y lo advierten el creciente número de visitantes. Hay que abrir las ventanas de par en par y disponerse con buen ánimo a recorrer los lugares, a bañarse en las playas, a divertirse en las villas, a disfrutar del verano. Son placeres que no nos pueden quitar.






Haciendo el Camino de Santiago zona de Colombres.










Paisaje de Villanueva de Pría y playa de La Canal.






jueves, 1 de junio de 2017

Gama de colores en la playa de Vega













































Me gusta el color de la arena tostada y caminar por la playa de Vega en Ribadesella, acercarme a la zona de piedras y admirar la variedad de colores tan brillantes. La fluorita o espato flúor impregna las piedras de una gama de verdes, morados, violetas. Cuando la marea baña el arenal aparece más brillante y cobra más fuerza el espectro de colores.























jueves, 25 de mayo de 2017

Sierra Plana de Purón


























Los Llanos de Purón  o la Sierra Plana de Purón.

















jueves, 11 de mayo de 2017

Un descanso en el río Purón
















































En su tramo final, el río Purón discurre encajonado entre las elevaciones roqueñas que forman los altos acantilados del lugar. La senda costera lo cruza pocos metros antes de desembocar por El Bocal. Un puente de madera y, en una de las márgenes, una mesa y bancos también de madera invitan a hacer un  descanso en el camino y a observar desde el pretil las mansas aguas del río. 

















En el entorno, el arbolado de ribera combina con el terreno escarpado y con la vegetación de una pequeña ciénaga. Mientras disfruto del paraje varios peregrinos del Camino de Santiago pasan. Aunque el camino oficial va por otra parte, en este tramo siguen la senda costera, mucho más agradable. Y pueden descansar, si lo desean, a la orilla del río Purón.





































Ventanas que miran al paisaje.

Me gusta descubrir ventanas a biertas, cerradas, nuevas,  viejas y abandonadas.  ...